Música Antigua Aranjuez

Música Antigua Aranjuez
Aranjuez

Organización:

Instituciones Públicas
Comunidad de Madrid. Consejería de Cultura, Turismo y Deporte
Ayuntamiento del Real Sitio y Villa de Aranjuez
Patrimonio Nacional
Ministerio de Cultura y Deporte. INAEM

Instituciones Privadas
Fundación Ferrocarriles Españoles (RENFE)
Asociación Comercio Centro Aranjuez

Director: Javier Estrella


Producción:
Címbalo Producciones S. L.
cimbalo@cimbalo.es

Web: www.musicaantiguaaranjuez.com

«Piper Nigrum. Por los Mares a las Músicas»

2019 es el comienzo de una conmemoración de suma trascendencia cultural y científica: el Quinto Centenario de la primera circunnavegación al mundo de Magallanes-Elcano, realizada entre 1519 y 1522, financiada por la corona española.

El origen de estas navegaciones fue la necesidad de encontrar una ruta más corta hacia las especias para competir con portugueses, árabes y chinos por el suculento comercio que suponían. Entre las especias, la pimienta representaba la mayor parte del negocio. Piper Nigrum.

Las navegaciones de portugueses y españoles en los siglos XV y XVI por la casi totalidad de los mares del mundo nos acercaron a los europeos a muchas culturas desconocidas hasta entonces y, con ellas, a músicas diferentes. Gracias a los mares, la música cambió para siempre. Por los Mares a las Músicas.

El Festival de Música Antigua de Aranjuez se une a esta Conmemoración por un periodo de tres años con un programa que se ha denominado «Piper Nigrum. Por los Mares a las Músicas», y lo hacen con la intención de explorar, por un lado, la música del Renacimiento que las expediciones marítimas llevaron a otras partes del globo y, por otro, acercar al público las músicas del mundo, las tradiciones musicales africanas, asiáticas y americanas.

Sobre el programa

El Festival 2019 comenzó con un concierto excepcional: Monteverdi en la versión del Collegium Vocale Gent, bajo la dirección de Philippe Herrewege. Una refinada antología de los ocho libros de madrigales.

La espectacular Bodega de Carlos III, en la pedanía de El Cortijo de San Isidro, acogió a luz de las velas y entre sus cubas y cientos de botellas, una singular mezcla de las músicas de Scarlatti, del padre Soler, de Cabezón, etc., bailadas por el bailaor Marco Flores, Premio Nacional de Flamenco. Insólito, único, espectacular, novedoso pero, sobre todo, absolutamente emotivo.

Josetxu Obregón, celebrando los 10 años de La Ritirata, se unió a Hiro Kurosaki y Herbert Lindsberger para recrear a los fantásticos y admirados Brunetti y Boccherini.

La soprano María Cristina Kiehr y el vihuelista Ariel Abramovich recrearon la delicada música frecuente en el tiempo de Felipe II. Momentos antes del concierto, opcionalmente, se ofreció una visita al mundo del Renacimiento que contiene el primitivo Palacio Real de Aranjuez que construyó Felipe II, los salones del rey, las terrazas, la doble escalera que conduce por la torre a la cúpula, así como a su jardín íntimo, espacios que no están programados en las visitas habituales a Palacio Real y en los que hubo algunas sorpresas musicales.

Junto a Renfe, se ofreció otra experiencia singular: un viaje a Aranjuez desde Madrid en un tren histórico, el Tren de la Fresa, que fue acogido a su llegada a la preciosa estación de Aranjuez por el grupo Ministriles de Marsias, con sus cornetas, sacabuches, chirimías y bajones. Por la mañana, se realizó una vista al Aranjuez más Barroco y, por la tarde, hubo un Paseo Musical por el Jard desde el punto de vista de las mujeres que lo habitaron no tuvieron, por su condicila preciosa estaciestro fantr por el suculenín de la Isla, uno de los escasos jardines renacentistas de España.

En el Barroco europeo hubo una serie de compositoras que no tuvieron, por su condición de mujer, ninguna visibilidad. La soprano Mariví Blasco y el grupo Speculum ofrecieron al público este universo femenino de las compositoras desapercibidas. Como complemento al concierto, se ofreció una singular vista al Palacio Real desde el punto de vista de las mujeres que lo habitaron, una visión del mundo femenino presente en el Palacio Real.

La excepcional violinista Lina Tur Bonet sorprendió este año con uno de los instrumentos menos conocidos de la familia de las cuerdas, la «angelical» viola d’amore, conocida por su particular sonido y doble juego de cuerdas de tripa y metal. Estuvo acompañada por, entre otros, un baryton, otro instrumento de sonoridad mágica. Antes del concierto se pudo navegar plácidamente por el Río Tajo y escuchar al magnífico chelista Josetxu Obregón, que rememoró esas navegaciones a bordo de las falúas reales donde reyes como Felipe V o Fernando VI y músicos como Farinelli o Scarlatti interpretaban las músicas que componían para estos paseos por el río.

Para finalizar el programa, el 22 de junio tuvo lugar el estreno de un espectáculo encargo del Festival e inspirado en la magnífica novela Magallanes de Stephan Zweig, con libreto del escritor David Álvarez, y en el que el actor Óscar Zafra dio vida a un personaje que introdujo al espectador en la aventura del épico viaje de Magallanes y Elcano alrededor del mundo. El Collegium Musicum de Madrid, bajo la dirección de Manuel Minguillón, interpretaron música del Renacimiento español con pinceladas y acentos que fueron encontrando por los mares que navegaron.